Blogia
rocko weblog

Morir de Fútbol (la obligación de perder)

Bolivia cayó con la Argentina. Fueron tres, pudieron ser mil. Argentina hizo lo suyo, perdidos en campo lunar llena de cráteres cuando generalmente sus ídolos juegan en mesitas de billar que ayudan a crearse jugadas de magos adelantados a su tiempo.

La crónica de una goleada anunciada fue falsa, la goleada “esperada” por el hincha boliviano se quedo en tres porque Argentina tiene la virtud de la compasión, ante el ser suplicante que ruega piedad. El hecho de que al día siguiente los titulares anunciaran una "derrota digna" no hace más que alentar el espíritu derrotero de un equipo del que ya muy poco o nada se puede esperar.

Llego Venezuela, quizás con el miedo aun de aquel siete a cero en propia casa hace diez años atrás, porque hay que decirlo, Venezuela no le teme ni a Argentina ni a Brasil cuando juega de local, le teme a Bolivia porque fue la selección verde quien le enseño la humillación en casa propia. Talvez por eso que Venezuela le guardo excesivo respeto a Bolivia, incapaces de empezar ganando por respeto, Venezuela dejo que Bolivia ganara tres veces para después golearla sin mas remedio.

Para la selección Vinotinto y para cualquier equipo, incluso uno de barrio, jamás debió ser tan fácil convertir goles y hasta pareciera que tenían todo fríamente calculado o bien la Boliviana tenia todo fríamente calculado, porque ya lo decía Galeano recordando a Bolivia en el mundial del 94: “Y entonces Bolivia se desmorono, arrepentida de haber pecado contra el destino que la obliga a perder, como si obedeciera a quien sabe que maldición venida del fondo de los siglos.” Aquella maldición que el jugador la toma para si y parece ser el canon que los obliga a regalar los partidos.

Hace pocos días Roncagliolo reivindicaba rabiosamente lo que es perder en el fútbol  y en un sentido irónico decía: “Lo difícil, el verdadero reto, es perder constantemente y sin distraerse, mostrar una convicción indestructible, inconmovible y fanática por la derrota. Eso es mi Perú.” Y poniéndonos como ejemplo de victorias posibles nos recordaba aquellas eliminatorias al mundial del 94 y la victoria de Bolivia frente a Brasil por 2 – 0 y manteniendo siempre el tono irónico terminaba la breve introducción diciendo: “Ecuador y Bolivia, pobres, no saben lo que quieren. Ilusionados por las batallitas ganadas, pierden la oportunidad de convertirse, como Perú, en un baluarte, un símbolo, un icono de la catástrofe deportiva. Pero allá ellos. La historia los juzgará.”

Pero Roncagliolo no contaba con que aquella provocación recibiera cobijo en nuestra amada selección Boliviana, la que ahora y desde ya pocos años atrás ha encontrado en la derrota un regocijo absurdo, porque ya no solo nos gusta perder, ahora también nos gusta sufrir y disfrutarlo, que no sea raro entonces disfrutar el tres a cero con la Argentina (porque pudo haber sido mas) y mucho mas aun la derrota con Venezuela en la que gritamos tres veces victoriosos (recordándonos como es que se grita golllll!!!), solo para saber como es que te empaten y luego te ganen, un poema al masoquismo.

Hay uno en el espacio de doce y en el alma un dolor incontable.

Lea también:
El arte de Perder - Santiago Roncagliolo.
"PLATINI" ES BOGART - Ricardo Bajo: La Bolivia de “Platiní” no da para mucho en lo futbolístico pero es un filón para la ficción, la literatura, el relato épico, la doble moral y el especial encanto de los perdedores… (Leer Completo)

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

2 comentarios

mauricio -

El partido con Venezuela fue lo más patético que le pasó a Bolivia en años. Pero Venezuela siempre nos hace lo mismo. La anterior eliminatoría ibamos ganando 0-1 y en los últimos 5 minutos nos dieron vuelta. Deberíamos estar acostumbrados y cambiar de deporte nacional jeje.

Saludos,

josé augusto aguiar -

hola, amigo, hablo desde brasil. profundo y grande el texto sobre las derrotas en fútbol. pero no se quedes triste porque, a pesar de las victorias, el brasil, por ejemplo, no tiene más alma. apenas un bando de mercenários como ronaldinho, robinho e cia.
continua su bello trabajo sobre el rock e mira estes sitios de musica free: puede también poner link de cancións con playrers:
http://www.radioblogclub.com/
http://www.esnips.com
saludos, josé
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres